AMLO acepta violaciones, acarreos e inducción del voto en elección de Morena

«Buena jornada democrática»

El presidente Andrés Manuel López Obrador reconoció que en el proceso de elección de consejeras y consejeros de Morena hubo malas prácticas democráticas como acarreos, violaciones e inducción al voto, sin embargo aseguró que fue un buen ejercicio porque participaron 2 millones 500,000 mexicanos y las irregularidades se presentaron en pocas casillas.

“Hay desde luego inconformidad, hay que mejorar cada vez más estos procesos para que no haya violaciones, acarreos, inducción de voto, y hubo todavía ese tipo de prácticas pero en muy pocas casillas, no se generalizó, no es como los opositores, conservadores hubiesen querido. Estuve viendo que repetían y repetían de fraude, fraude, fraude y de irregularidades, pero no, nada que ver con lo que ellos han hecho, anda, nada, nada que ver”, dijo este lunes.

Este fin de semana, el partido fundado por el hoy presidente Andrés Manuel López Obrador realizó elecciones internas para renovar sus órganos de dirección estatales y nacionales. Las jornadas del sábado y domingo estuvieron marcadas por malas prácticas como «acarreo», “pase de lista”, compra y coacción del voto, además de diversos hechos violentos, actos por los que militantes han adelantado que impugnarán el proceso interno ante la Comisión Nacional de Honestidad y Justicia del partido y ante el Tribunal Electoral.

Al respecto, el presidente comentó que el reporte con el que cuenta de esas jornadas es positivo por el número de mexicanos que salieron a participar.

“Me pasaron un reporte en la mañana y considero que fue una buena jornada democrática porque participaron alrededor de 2 millones 500,000 ciudadanos, fue masiva la participación para una elección interna, además para elegir delegados al Congreso, 2 millones 500,000 es muchísimo porque también muchos que no eran militantes de Morena se inscribieron, al mismo tiempo se estaban afiliando, por eso fueron muchos los que participaron y pues conducir esta jornada fue pues muy meritorio de los dirigentes, Mario Delgado, Citlalli (Hernández), la secretaria, y muchos dirigentes que ayudaron para la celebración de las elecciones”, comentó.

De la oposición, políticos como Marko Cortés, líder nacional del PAN, criticaron el proceso interno de Morena: el líder blanquiazul dijo que las malas prácticas son muestra de que Morena es un partido político de “cacicazgos locales y regionales cuyo único objetivo es mantener el poder para encubrir fechorías” y advirtió riesgos rumbo al 2024.

“Estamos viendo una muestra de lo que pretenden hacer en el 2024, lo mismo que hacía el partido oficial en los años de Echeverría: robo de urnas, carruseles, acarreo, compra de votos y coacción corporativa para obligar a la gente a votar por un candidato oficial”, afirmó Marko Cortés.

En respuesta a las críticas de sus opositores, el presidente recordó que cuando en Acción Nacional hubo elecciones, para elegir a su dirigente entre Santiago Creel y Felipe Calderón, “hubo acarreos y fraudes”, al igual que en la presidencial de 2006.

López Obrador comentó que en el caso de Morena es importante la participación de los ciudadanos, por lo que incluso convocó a otras fuerzas políticas a contemplar la opinión de los mexicanos en sus procesos internos.

“No hay aparato, es el pueblo, es la gente, entre más participación de los ciudadanos mejor y hacia allá tenemos que ir, desde luego van a haber problemas, pero el pueblo se equivoca menos, pero sabe distinguir quién es quién”, dijo.

la redacción

Compartir