Habitantes de Toluca relajan medidas sanitarias en plena quinta ola de Covid-19

Se atraviesa por la quinta “ola” de COVID-19

Todo indica que para la mayoría de los toluqueños han quedado en el olvido los estragos que ha dejado esta pandemia en miles de hogares.

Y es que en el centro de la capital mexiquense, por ejemplo, ya es muy común ver a personas sin cubrebocas, sin guardar la distancia social y aglutinarse en convivios, como los de finales de curso escolar.

En los Portales de Toluca, mucha gente pasea o hace sus actividades cotidianas sin su aditamento sanitario, mientras que en los autobuses, desde hace meses, se relajaron las medidas sanitarias recomendadas por las autoridades para evitar contagios.

Es decir, se dejó de ver el gel antibacterial amarrado al pasamanos y muchos choferes abandonaron su mascarilla a la par de que los “chismosos”, que son quienes alertan a los choferes sobre sus tiempos de trayecto, gritan sin tomar conciencia de que el nuevo coronavirus se transmite por medio de la saliva y que en sus nuevas variantes es altamente contagioso.

Y como desde hace meses el Estado de México regresó a su color verde del semáforo epidemiológico que ya no existe, pocos son los comercios que aún mantienen sus medidas sanitarias, como el hecho de permitir poca afluencia de personas, tener gel antibacterial disponible y exigir el uso de cubrebocas.

Por lo que se refiere a la aglutinación de personas, éstas se dejan ver con los festejos de cierre de ciclo escolar afuera de la Catedral capitalina o en el Teatro José María Morelos y Pavón, mientras que en el comercio ilegal que se instala a diario sobre la calle Ignacio López Rayón, rumbo al mercado 16 de Septiembre, se congrega la gente para hacer sus compras diarias.

En este sentido, Víctor Durán Mendieta, subdirector de Epidemiología del Instituto de Salud del Estado de México (ISEM), sostuvo que esta quinta “ola”, se derivó del exceso de confianza de los mexiquenses, quienes dejaron de lavarse las manos constantemente, aunado a que muchos ya no usan cubrebocas y tampoco se aplican gel antibacterial, como se ha recomendado desde un inicio de la enfermedad para evitar contagiarse.

Advirtió el especialista que a estas fechas, esta quinta “ola” de contagios de la pandemia aún no llega a su “pico” máximo, por lo que la alta incidencia de éstos se prolongará unas semanas más y quizá se rebase el registro de la segunda y tercera “ola” registradas el año pasado.

Informes oficiales señalan que al día de ayer jueves el Estado de México contabilizó 20 mil 810 casos positivos activos, la cifra más alta en medio año, en tanto, ayer se contabilizaron tres mil 279 casos nuevos de la enfermedad para dar un acumulado de 616 mil 079 eventos epidemiológicos, esto se traduce en un marcado ritmo acelerado en recientes semanas.

Fuente: Hoy Estado.

la redacción

Compartir